La posesión no gana partidos (Manchestar United y Arsenal reman contra corriente y ganan)

La posesión no gana partidos, como está claro los juegos se ganan a goles. El fútbol vistoso y virtuoso no es un fin en sí mismo, aunque los equipos que intentan hacerlo son por demás respetables, todos los equipos juegan a ganar sin importar su estilo de juego.

Este fin de semana el Arsenal y el Mancehster United supieron imponerse a equipos que parecían superiores sobre el campo.

Quizás el plato fuerte de la jornada, Tottenham – Manchester United, terminó con un Tottenham incapaz de capitalizar las pocas ocasiones que creo en un primer tiempo realmente formidable. En el segundo tiempo un inspirado Young y su doblete lograron el marcador final 3 a 1.

El primero de Young salió de un centro de Nani mal despejado por la defensa de los Spurs, el inglés definió con pierna derecha y casi sin ángulo.

Similar al primer gol, la jugada se inicia con el balón detenido, esta vez fue un saque de manos en la banda derecha casi en el ángulo.

Nuevamente la defensa deja hombres importantes sin marca. En este caso Young, quien no perdona.

Sobre el minuto 70 el mismo Young haría la diagonal hacia el área y dispararía al segundo palo, inalcanzable para el arquero Friedl. Una de esas jugadas en la que todos son espectadores.

Para el Tottenham, el juego fluyó bien por la banda izquierda en donde Assou-Ekotto y Luka Modric congeniaron muy bien para saltar espacios y acercarse al arco defendido por David de Gea. En el centro del campo, ausente Parker quien fue expulsado en el partido contra el Arsenal, Sandro y Livermore fueron solventes.

Por la derecha de los Spurs, las corridas de Lennon, si bien vertiginosas fueron estériles y la defensa del United aguantó las embestidas y De Gea rechazó en el 17 un disparo de ADdebayor tras un centro de Assou-Ekotto y luego en el 19 otra pelota del togolés que el Totenmham recuperó luego de un saque del propio arquero español.

Mientras tanto, el United intentaba ganar control del juego, tanto Welbeck como Rooney retrasaban su posición tratando de generar superioridades numéricas en el centro del campo. Al final del primer tiempo los Reds adelantaron sus posiciones y Nani, Young y Evra por una misma banda empzarona crear peligro.

En un tiro de esquina, el United logró lo que no pudo el Tottenham en todo el primer tiempo y abrió el marcador con un cabezazo de Rooney servido desde la banda por Young, partícipe en los tres goles.

En el segundo tiempo las cosas cambiaron un poco y el United poco a poco fue ganando control del juego y ya con el marcador 3 a 0, se dedicaron a mantener la posesión ante la desesperación del Whitehart Lane.

Defoe entro muy tarde por Saha para marcar el de la honra, al disparar desde fuera del área una pelota inalcanzable para De Gea, cuya visión fue bloqueada por su compañero Rio Ferdinand.

Uno contra once y Van Persie

Si tu arquero se convierte en figura, entonces es probable que no estés haciendo las cosas bien. Así le pasó al Arsenal con Sczesny, quien fue figura en el partido impidiendo que el Liverpool, en los pies de quien fuera anotara.

Varias veces se frustró Luis Suárez y Kuyt falló un tiro penal. El holandés tiró a la derecha del Arquero, y ahí paró Szcesny, el rebote quedó frente a la arquería para que el mismo Kuyt la empujara y así lo intentó y para sorpresa de todos ahí estaba de nuevo, Scezny, fracciones de segundo despúes estirándose para mandar la pelota al córner.

De esta punta todo bien y en el otro extremo del equipo, Van Persie, en una gran campaña, en dos jugadas aisladas marcaría los dos goles que le permitirían al Arsenal imponerse. VAn Persie vive un gran momento y muestra todo lo que un delantero necesita, técnica, controles orientados excelente definición y mucha suerte.

Cardiff City sin nada que perder


“Bluebirds”, pájaros azules, es el sobrenombre del Cardiff City. Craig Bellamy, un “welshman”, galés, jugador del Liverpool es hincha de este equipo. La última vez que el Liverpool ganó una Carling Cup, la jugó en el estadio nacional de Gales que queda en Cardiff.

Algunos datos del contexto del juego que mañana enfrentará a un humilde equipo galés que juega en la segunda división de Inglaterra, la Championship, en contra de un gigante dispuesto a revivir las glorias que cada vez son más pasadas.

Esto si el Cardiff se lo permite. Los azules tienen sus armas. Una es Wittingham, jugador salidos de las divisiones juveniles del Aston Villa.

Peter Whittingham, es el mayor orquestador de movimientos de ataque en su equipo. Tiene una rápida visión para el juego y un pie izquierdo muy inteligente para abrir las jugadas y hacer que el equipo siga adelante.

“Es un juego por la copa, cualquier cosa puede pasar. Todo queda de lado y cuando suena el silbato es cuando todo comienza. Vamos allá a ganar el juego, y espero que podamos hacerlo”, advierte Wittingham. Está claro que no van a regalar nada.

También está Aron Gunnarsson, centrocampista siempre dispuesto y peligroso con sus corridas para apoyar al delantero Kenny Miller. Gunnarsson, islandés, tiene una gran velocidad y con o sin la pelota se suma al ataque

Aquí las alineaciones probables:

Cardiff (4-1-4-1): Heaton; McNaughton, Hudson, Turner, Taylor; Whittingham; Cowie, Gunnarsson, Kiss, Mason; Miller.

Liverpool (4-2-3-1): Reina; Johnson, Agger, Skrtel, José Enrique; Henderson, Adam, Gerrard, Bellamy; Suárez, Carroll.

Una final, quizás un título de nuevo para el Liverpool

El club de Mersyside vuelve mañana a disputar una final. Hace seis años el Liverpool levantó por última vez un trofeo. Era la final de la FA Cup del 2006 y vencieron en penales al West Ham United en una final jugada el estadio Millenium, de Cardiff, capital del país de Gales.

Desde entonces el Liverpool engrosa malas rachas: 22 años sin ganar la Premier (desde antes de que fuera Premier), 7 años sin ganar Champions League, 6 años sin FA Cup, 16 años sin ir a Wembley y 9 años sin ganar la League Cup, la Carling, la que jugarán mañana frente al Cardiff City.

Este año, Kenny Dalglish, vieja gloria del Liverpool parece guiar al equipo a mejores tiempos. NO ha sido fácil pero han sabido superar los momentos difíciles. Para Steven Gerrard, jerarca del Liverpool en la cancha el factor Kenny ha sido fundamental para que el equipo esté tan cerca de poner sus manos sobre un nuevo trofeo.

“Para esta época el año pasado ya todo estaba perdido. Kenny nos trajo creencia y confianza de vuelta, le dio un gran impulso a todos. Kenny es un héroe para y mí y mucho más para mi papá”, dice Gerrard.

Gerrard fue parcialmente responsable de la derrota de su equipo en la final del 2005 de la misma copa de la liga frente al Chelsea. Entonces marcó un gol en propia puerta y recuerda el centro campista que en el momento se hablaba de su traspaso al Chelsea, “fue una pesadilla”, recuerda.

Esta vez tendrá oportunidad de hacerlo todo bien y además también podrá cumplir su sueño de jugar en Wembley. “Siempre quise jugar con mi equipo ahí. Cuando jugábamos en Cardiff me decía ‘si tan sólo estviéramos en Wembely’. Quiero subir esos escalones y recoger la copa”.

Todos listos

Dalglish llega a esta final con el gran problema de tener a casi toda su plantilla disponible para el juego. Los lesionados Daniel Agger y Craig Bellamy están de vuelta.

Carroll y Downing llegan en una excepcional forma además de Luis Suárez, siempre decisivo y nunca tibio en la cancha.

“Siempre es difícil dejar jugadores afuera y eso da mucho crédito a los jugadores porque todos lo han hecho muy bien. Cada uno ha competido y todos han competido por sus lugares en el equipo. No es placentero dejar a alguien afuer ay el domingo no será diferente”, comiental el viejo Dalglish.

Para el DT es simple lo que quiere, poner al equipo que va a ganar el juego. NO quiere decir, aclara, quee esté perjudicando a alguien de alguna manera. “Nunca tendremos éxito si pensamos que somos sólo once jugadores”.

¿Otro año sin títulos para el Arsenal?

Semanas malas y la que tuvo el Arsenal. Casi eliminado de la Champions League tras recibir cuatro goles del Milan A.C., ahora fue eliminado de la FA Cup por el Sunderland. Ya está fuera de una competencia más y con un pie afuera de la otra. Si sigue así la cosa, será otra campaña sin nada para celebrar.

El Arsenal incurre siempre en la misma debilidad, posesiones muy largas que no llevan a generar peligro en el área del rival.. Hace falta un jugador capaz de activar el potencial ofensivo y traducir esos pases y tenencia del balón en ocasiones de gol.

Cesc se fue. Wilshire está lesionado. Rosicky no siempre está bien, no lo estuvo tampoco contra el Sunderland aunque sólo entro en el complemento. Tampoco lo estuvieron Ramsey Arteta.

Si el Arsenal no sabía que hacer con sus posesiones largas, el Sunderland estaba claro en lo que necesitaba e iba directamente a buscar el arco apenas tener el balón controlado.

Por el Sunderland, Richardson avanzó por la banda izquierda cuantas veces quiso y generó peligro. Marcó el primer gol, tras un rechazo defectuoso de un tiro libre hecho por Varmaelen, quien le sirvió casi en la frontera del área grande para que definiera con un fuerte zurdazo. En su vuelo la pelota pegó en Van Persie desviándose lo justo para que fuera imposible de parar por el arquero obstruido en su visión de la acción por los jugadores acumulados en el área.

Continuó el juego en la segunda parte de la misma forma. El Arsenal dominando la posesión pero incapaz de crear ocasiones de gol o aprovecharlas cuando si lograba generarlas.

Las pérdidas del balón son constantes, y no logran ocuparse del juego ofensivo, de llegar con el balón dominado al área rival y con superioridad numérica.

Con la entrada de Walcott y Rossicky el equipo busca una mayor capacidad ofensiva que no podían tener con Squilaci y Ramsey en la cancha. Así, Wenger echa el resto, que a la larga se demostraría insuficiente porque al tratar de ser más ofensivo el equipo perdía capacidad defensiva. La presencia de la defensa se hace irregular y los espacios empezaron a surgir para el Sunderland.

O’Neill, el DT del equipo de casa, ordena aumentar la presión alta al equipo de Wenger y en una pelota perdida por Arteta en medio campo se genera una contra en la que Sessègnon el delantero del Sunderland habilita a Larsson quien se internaba por la derecha del área rival.

En un primer momento parecía la peor opción de pase pero Larsson disparó y la pelota rechazada por Fabiasky tocó a Oxlade-Chamberlain quien se convirtió oficialmente en verdugo de su propio equipo: 2 a 0.

El juego alguna vez vistoso del Arsenal volvió a estar ausente, se impone ahora una jornada de reflexión para los gunners, les toca recomponer su juego y valorar que pasar la pelota sin ninguna intención tampoco es jugar bien al fútbol.

Justo empate: Chelsea recibirá al Birmingham por el Replay de la FA

Un partido que se decidió en el primer tiempo. Doyle, el arquero del Birmingham le sacó un penal a Mata y un tiro libre a David Luiz. Su equipo mantiene las probabilidades de calificarse a las 6ta ronda de la FA Cup. Aún cuando tendrá a Stamford Bridge en contra, el Birmingham puede pasar.

Volvió Drogba para el segundo tiempo y sí se siente su presencia en el campo. La mala forma del Chelsea continúa. El equipo extraña mejores momentos. La falta de tensión defensiva en el cobro de un córner le costó a los londinenses un gol muy importante para su oponente.

Córner desde el ángulo derecho de Peter Cech, toda la defensa del Chelsea se agrupa en el primer palo y van al balón que es peinado por el Birmingham al segundo palo donde aparece sin ninguna marca el lateral Murphy le pega con la zurda fuerte ante la salida de Cech.

Si el Chelsea no preparó bien su juego para defender las jugadas a balón parado, el Birminghan si, en el minito s55 de otro corner volverían a crear una oportunidad de gol con una jugada preparada.

Desde ese momento en adelante el Chelsea mostró su potencial ofensivo pero sin efectividad. Comenzaron a dominar el juego. Hay que dejar de pensar en Torres como un goleador y tomar en cuenta que el español contribuye con el juego y se combina bien con sus compañeros de la delantera Cerca del minuto Pero por el momento, hay que dejar de esperar goles del español. En un momento dio un cabezazo para servir una gran pelota a Sturridge que tiró bien y con fuerza pero apenas desviado.

Luego fue el penal cobrado por Mata. Todo el juego del Chelsea pasa por los pies del español. Quien también contribuye con la defensiva, y en momentos claves ayuda a dar salida al balón. En general el Chelsea jugó mejor pero no pudo convertir muchas de las ocasiones creadas y pago caro su error defensivo en el primer tiempo
David Luiz es muy valioso en su apoyo al ataque, siempre que se suma a la delantera y adelanta metros con el balón dominado se generan espacios y oportunidades para su equipo.

La intervención de Ivanovic fue providencial al servir la pelota con la cual Sturridge empataría el juego. La velocidad del lateral serbio del Chelsea es su gran arma, le permite superar a los rivales fácilmente cuando la utiliza con toda su potencia.

El empate hizo justicia a lo que se vio en el juego. El Chelsea no hizo lo suficiente para ganarlo y superar una defensa ordenada y aplicada. Una imagen retrata la compostura defensiva del Birmingham: Sobre la hora una falta al borde del área para el Chelsea. Se alinean Lampard, Drogba y Mata. Los dos primeros amagaron y fue el último quien cobró el tiro libre. La barrera se mantuvo impasible, no se comió los amagues y finalmente rechazó el disparo.

Tottenham al replay y Liverpool cumple con las expectativas

La quinta ronda de la FA Cup emparejó al Liverpool con el modesto Brighton and Hove Albion, de la Championship, la segunda división inglesa.

El Brighton, dirigido por un suramericano, Gustavo Poyet, practica un juego en el que el toque es la base para ganar espacios, adelantar líneas y crear ocasiones. Eso fue suficiente durante la primera etapa en la que luego de estar abajo por un gol en el marcador pudo igualar.

Lualua, interior izquierdo avanzó en diagonal hacia el área y provocó la falta sobre él mismo. Cobró y gol al primer palo por lo bajo. En el segundo tiempo y ayudado por tres goles en contra, incluso uno que queda para el récord de la torpeza en el fútbol. El juego terminaría con un 6 a 1, marcador aplastante. La superioridad y jerarquía del Liverpool no se quedaron en el papel.

Otro de los grandes, el Tottenham no pasó del empate sin goles frente al Stevenage de la tercera división inglesa (League One). No fue la mejor tarde del equipo de Harry Redknapp que jugó con algunos de los jugadores de la banca y no supo imponerse a su oponente.

El United lo hace otra vez.

El Manchester United no engaña cuando va a atacar. Su intención es evidente en cada pase y en la velocidad de las carreras. Van por el arco y el otro equipo debe detenerlo o esperar que un error desarme la jugada. Hoy el Chelsea dejó clara su categoría al marcar los tres goles que le tuvieron en ventaja.

Sturridge forzó el primero. el jugador demostró su calidad al desequilibrar toda la defensa del United. En diferentes ocasiones logró mantener la posesión dentro del área rival amagando con centrar, enganchando, avanzando de nuevo. En una de esas sacó el centro que con mala suerte le pegó a John Evans y se fue adentró desviado repentinamente por lo que De Gea, de buena actuación, no pudo hacer nada.

Si De Gea logró destacarse con paradas casi imposibles como un tiro de su compatriota Mata teledirigido al ángulo derecho del portero, Cech, también cerró su portería y fue el responsable de que los reds no abrieran el marcador antes de tiempo.

Recién inciado el segundo tiempo vendría el segundo gol. Torres sigue sin aparecer para el gol, incluso desperdició una ocasión que leugo de la gran remontada ahora debe pesarle más. No había pasado más de dos minutos y desde la derecha el Niño Torres cruzaría una pelota con gran fuerza. El balón encontró del otro lado del área al otro español, Mata, quien de primera mandaría un zurdazo al fonde del área. Gran mérito del definidor. Torres por lo menos asistió este gol y ya giene 19 partidos sin saber lo que es mandar una pelota al fondo de la red.

Poco después, David Luiz cabecearía un centro que tras rebotar en Rio Ferdinand, abucheado durante todo el partido por la afición blue. 3 a 0. Pero el United nunca dejó de intentar. Combinando rápido, atacando sin miedo y apropiándose del partido. Primero un penal bien cobrado a Sturridge por tumbar en el área a Evra. Ya la prensecia del Chicharito implicaba un peligro adicional para la defensa del Chelsea que en más de un momento se mostró precisa al recortar un último pase.

Esta vez, Ferguson tenía guardado en el banco a Scholes. No como en el juego frente al Liverpool, donde en lugar de él estuvo Berbatov, quien no aportó nada al juego. El pelirrojo, rescatado de su retiro, cambió la capacidad de juego del United. Recuperación de balón, salida inteligente, siempre la mejor opción de pase para dar continuidad a la posesión. También una equivocación pero en general Scholes es impecable.

no en vano el segundo penal cobrado, si bien no fue realmente una falta sobre Welbeck quien fingió bien su caída, se inició en lo spies de Scholes en la propia área, y con inteligencia pudo sacar la pelota y traspasó la línea del medi campo para que Rooney combinara con el Chicharito quien teniendo la posiblidad de definir prefiere hacer un amague de sobra, pierde el balón que queda en los pies de Welbeck quien procedería a actuar una aparatosa caída.

Penal. Rooney de nuevo. 3 a 2 se ponía el juego.

Ya aquí Vilas Boas ha resignado a dominar el juego, saca a Sturridge y da entrada a Oriol Romeu, centro campista. La estrategia le falla. Una gran combinación entre Scholes, Rooney, Valencia quien cruza una pelota larga que va a dar a los pies de Giggs en el otra área. Giggs mira y la devuelve al box y en medio de los dos centrales , queda el Chicharito, salta solo para cabecear el gran servicio puesto por el galés. 3 a 3.

United no mantiene la punta compartida con el City, pero le sigue muy cerca a 2 puntos.

Quién puede ser el mejor capitán para Inglaterra

Otra vez John Terry ha sido despojado de la capitanía de la selección inglesa por supuestos insultos racistas al hermano de Rio Ferdinand, quien es el segundo capitán y al verse en medio de la disputa ya ha anunciado que jo aceptará el brazalete.

Las opciones que quedan para que Capello escoja son: Steven Gerrard, Frank Lampard, Scott Parker, Phil Jones, Gareth Barry y Joe Hart.

Gerrard, tiene la autoridad, experiencia y ascendencia sobre el grupo para capitanearlo pero físicamente no está en su mejor momento luego de arrastrar varias lesiones.

Lampard también es un líder comprobado con el suficiente recorrido como para llevar la batuta en la selección pero ocurre que ya Fabio Capello lo ha descartado de algunas convocatorias con Inglaterra y quien sabe si lo descarte por completo para la Euro.

Scott Parker es pieza fundamental de Harry Redknapp en los spurs pero seria una tercera opción por detrás de Lampard y Gerrard.

Pudiera ser que Capello apostara por un jugador más joven como Philadelphia Jones, quien seguramente es un líder pero su inexperiencia juega en su contra.

Si Capello siguiera el ejemplo de España podría nombrar al arquero Joe Hart como capitán, Hart es garantía y seguridad tanto en el City como en la selección y es el mejor arquero que ha tenido Inglaterra en bastante tiempo. En su contra también tiene la fala de experiencia.

Finalmente esta Gareth Barry, fantástico jugador del City pero quien en la hora decisiva pudiera no tener todo el lideraGo que se necesita para liderar a la selección inglesa en un torneo tan importante.

Yo personalmente me inclino o por Gerrard o Lampard o Hart.

(Con información de BBC Sport Football)

20120205-001754.jpg

El City recupera con categoría la punta (por el momento)

Manchester City dio una clase de buen fútbol. Luego de perder en su visita Goodison Park frente al Everton, el equipo ciudadano contó con Agüero, Silva, Johnson y Nasri para mostrar su mejor versión.

En un juego que tuvo que ser interrumpido para limpiar la cancha de la nieve y hacer que las líneas fueran visibles de nuevo, los de Roberto Mancini se impusieron con contundencia a un Fulham que no fue lo que en otras ocasiones se ha visto en la Liga aunque tuvo sus oportunidades y facetas de buen juego a lo largo de los 90 minutos.

No habían pasado quince munutos cuando desde el punto penal el Kun abrió el marcador. Cobró fuerte y al palo izquierdo del portero. El penal lo había ganado Johnson quien penetró en el área sorteando defensas, en mala hora Baird dejo su pierna extendida y tumbó al extremo del City. Penal bien pitado y mejor convertido por el argentino.

Las combinaciones entre Silva y Agüero fueron constantes durante los 90 minutos. Los dos se conocen y se complementan en cancha, son jugadores inteligentes que saben siempre escoger la mejor opción en cada momento, si tocar por fuera y abrir la cancha, si ir por dentro y tratar de driblar rivales, si disparar al arco o mejor habilitar a un compañero mejor ubicado.

La autoridad de Aguero en la cancha se hace sentir. Si a esa pareja le sumamos el buen pie, la buena visión de juego de Nasri, ya es suficiente para poner a cualquiera en riesgo. Tévez, en este equipo, no parece hacer falta.

El segundo gol llegó de un centro de Kolarov desde la banda izquierda, Agüero toca la pelota buscando desubicar a la defensa. Finalmente el balón llega hasta la derecha en donde Johnson vuelve a centrar con fuerza y aparece Baird. Nuevamente Baird. El defensor del Fulham golpea involuntariamente la pelota y esta termina en la red. 2 a 0 para el City.

El dominio se extendió hasta la segunda parte. En el minuto 73, Agüero hace una gran jugada individual por la banda izquierda, arrastra marca y deja rivales en el camino. Finalmente rodeado de 3 defensores del Fulham, asiste a Dzeko quien pondría el 3 a 0 final.

Mañana el United visita un campo en donde no gana desde 2002, Stamford Bridge, en donde el Chelsea espera mantenerse en su puesto que garantiza participación en la Champions League 2012-2013.

Las armas de los “gunners”, Van Persie como un 9 moderno

(Análisis tomado de Arsenal Column)

Robin Van Persie es uno de los atacantescon el mayor porcentaje de acierto al tirar frente a la portería, y es el que más lo intenta. Ha anotado 22 de los 56 goles del Arsenal esta temporada.

Para Arsene Wenger, director técnico del Arsenal, Van Persie y Thierry Henry se parecen. “En principio no son goleadores, son jugadores de los que esperas que hagan algo especial. Simplemente agregaron esa capacidad de anotar a su juego. Son jugadores creativos, inician jugadas y no sólo las finalizan”

Van Persie, cuenta que antes él valoraba las opciones en cada jugada. Si hacer algo fácil o un taconazo o una definición hermosa o si alguien más estaba libre para hacer el gol. “Ahora, le pelota tiene que entrar y no me importa cómo lo haga”.

Los goles que ha hecho el holandés en esta temporada tienen un valor especial porque han supuesto su adaptación a diferentes esquemas tácticos planteados por el Arsenal. Cuando empezó a jugar en el 4-3-3 marcó el camino para el centro delantero libre.

Sven Goran Eriksson explica: “El delantero hoy se mueve por todo el campo mucho más que antes. Pueden ir a la izuquierda o a la derecha, eso ha cambiado el fútbol”. Actualmente, no hay diferencias en las facetas creativa y goleadora de Van Perse.

En el rendimiento del 10 del Arsenal ha unfluido el sistema de tres atacantes propuesto por Wenger con el fin de tener un equipo más ofensivo y con más posibilidades de gol. Sin embargo quien monopoliza la mayoría de las anotaciones es el propio Van Persie. Esto se debe a que los otros dos atacantes, wingers como Gervinho y Theo Walcott y su capacidad de desborde permite desordenar defensas y crear espacios que son aprovechados por el capitán.

En contraste, Gervinho, Walcott, Ramsey y compañía carecen de la efectividad de Van Persie cuando se trata de meter los goles. Goles que le han hecho falta al equipo londinense.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.